¿Cuál es la mejor postura para la meditación guiada?

En cualquier tipo de meditación, lo más importante es que la persona que la practica se sienta cómoda. Por lo tanto, la postura que tendremos que adoptar durante la meditación guiada tendrá que ser una en la que nos sintamos bien y estemos cómodos. Sin embargo, también debemos tener en cuenta que la postura debe propiciar un estado de ánimo positivo y de mejora, por lo que no todas servirán.

En primer lugar hay que desvincularse de la típica postura de meditación sentado con las piernas cruzadas y la espalda recta. Esta postura es completamente válida, pero está tomada de la cultura oriental, muy diferente de la nuestra, por lo que es probable que muchos de nosotros no nos sintamos cómodos manteniendo esta posición durante todo el tiempo que dure la meditación guiada. No se trata de obligar al cuerpo a sentirse cómodo de esta forma, sino de encontrar la mejor postura que se adapte a tu forma de ser y a tus necesidades.

Para que tenga el máximo efecto, debemos evitar concentrar tensión en cualquiera de las partes del cuerpo donde se suele acumular, las principales son: manos, hombros, mandíbula y cuello. En las primeras semanas que empecemos a meditar tendremos que tomar la costumbre de vigilar estas partes de nuestro cuerpo en varias ocasiones durante la sesión para asegurarnos que están relajadas. Con el tiempo nos habituaremos a ello y no será necesario pensarlo.

Para la meditación guiada podemos sentarnos en una silla o en el suelo, o tumbarnos en un lugar cómodo. Siempre tendremos que mantener la espalda recta, y si elegimos tumbarnos será mirando hacia arriba. De lado o mirando hacia abajo nuestra energía es inferior y por lo tanto la meditación tendría resultados inferiores. También debemos asegurarnos de que podemos escuchar con total claridad al guía o a la grabación.

La mejor forma de encontrar la postura ideal para la meditación guiada es probar diferentes posturas en cada sesión, y finalmente elegir aquella en la que mejor nos hemos sentido y que mejores resultados nos ha traído. Cada persona es diferente por lo que no es posible elegir un modelo a seguir para todos, sino que es importante autoconocerse y elegir por sí mismo.




No hay comentarios


Puedes dejar el primero : )



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *